Trump impondrá aranceles en represalia por el flujo de migrantes

Nota replicada de: América Retail
Fuente: Expansión

El presidente estadounidense Donald Trump anunció este jueves a través de su cuenta de Twitter que impondrá aranceles del 5% a todos los bienes procedentes de México, a partir del 10 de junio, si el gobierno mexicano no hace nada para frenar a los migrantes indocumentados que llegan a Estados Unidos.

Más temprano este jueves, Trump dio a conocer a periodistas los planes de imponer aranceles a México como medida para obligar a su vecino del sur a frenar la llegada de indocumentados a territorio estadounidense, según una publicación del Washington Post.

La amenaza arancelaria se da el mismo día en que el presidente estadounidense inició el proceso de ratificación del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), lo que significa que Trump podría presentar dicho plan a los legisladores estadounidenses en 30 días.

 

“El 10 de junio Estados Unidos impondrá un arancel del 5% a todos los bienes que lleguen a nuestro país procedentes de México (…) Los aranceles aumentarán gradualmente hasta que hasta que se solucione el problema de la inmigración ilegal”.

Escribió el presidente en Twitter.

 

«Si se alivia la crisis de la migración ilegal por medidas efectivas que tome México, que se determinarán a nuestra exclusiva determinación y criterio, se eliminarán los aranceles”.

Señala la declaración del presidente Trump, en un comunicado sobre las medidas de emergencia para atender la crisis en la frontera.

 

En caso contrario, continúa la declaración, el 1 de julio los aranceles pasarían del 5 al 10%, el 1 de agosto al 15%; el 1 de septiembre al 20 y, finalmente, el 1 de octubre llegarían al 25%.

 

México responde

Ante esto, el presidente Andrés Manuel López Obrador pidió a Trump buscar alternativas de fondo al problema migratorio y no imponer medidas coercitivas o a través de incrementar impuestos.

 

«Los problemas sociales no se resuelven con impuestos o medidas coercitivas. Le propongo profundizar en el diálogo y buscar alternativas de fondo al problema migratorio y, por favor, recuerde que no me falta valor, que no soy cobarde ni timorato sino que actúo por principios».

Escribió López Obrador en una carta dirigida al mandatario estadounidense.

 

En la misiva, el mandatario mexicano dijo que mañana viernes el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, se trasladarán a Washington para llegar a un acuerdo. «Le propongo que instruya a sus funcionarios, si para ello no tiene inconveniente, que atiendan a representantes de nuestro gobierno», dijo López Obrador.

 

Lee también: Ventajas de ofrecer marcas libres en tu negocio

 

En tanto, Jesús Seade, subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), respondió que si Estados Unidos llega a imponer aranceles, se responderá “de forma enérgica”.

Agregó que no hay justificación para esta acción por el tema migratorio, así como que dicha medida no era previsible. “Es algo muy extremo”.

 

«Sabemos que el presidente Trump es muy activo en el uso del Twitter. Confío en que se algo que no esté destinado a llegar a acción. Lo correcto sería que México respondiera ojo por ojo -5% a todas las importaciones de Estados Unidos- pero es irse hacia la jungla cuando estamos queriendo construir algo bueno».

Sentenció Seade a reporteros.

 

El peso la paga

Tras el anuncio del presidente estadounidense, el peso mexicano llegó a caer más de 2% respecto al dólar, alcanzando los 19.55 pesos por unidad.

 

Pelosi ante la ratificación del T-MEC

La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, criticó la decisión de Trump de iniciar el proceso de ratificación del nuevo acuerdo comercial para América del Norte.

La líder demócrata de la Cámara baja dijo que la administración Trump decidió enviar al Congreso un borrador de la declaración para aprobar el tratado comercial sin que hayan terminado las conversaciones con el representante comercial de Estados Unidos, Bob Lighthizer, para garantizar que el T-MEC beneficie a los trabajadores y agricultores estadounidenses.

«No es un paso positivo», dijo en un comunicado. «Indica una falta de conocimiento por parte de la administración sobre el proceso para aprobar un acuerdo comercial».

El T-MEC, firmado a finales del año pasado, busca reemplazar al existente Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Debe ser ratificado por los tres países.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *